Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for 2/09/11

Por Giselle Martínez

El más fino revés a una mano se retiró del tenis profesional y lo recordamos en su momento más grandioso…

“¡Qué mal la estoy pasando!”, es justamente lo que no habrá pronunciado Gastón Gaudio tras la final de Roland Garros 2004. Sin dudas, “El Gato” es el mayor exponente del tenis argentino de la inestabilidad mental. Sus frases, sus actitudes, y hasta el ringtone de su celular son únicos, tan únicos como su título en París.

Sin ser preclasificado, Gaudio destrozó todo pronóstico y venció en 5 emotivos sets a su archirrival, Guillermo Coria. La prensa y el pueblo idolatró al “loco del tenis” a partir de ese instante. Antes, lo habían destrozado por la derrota de Argentina frente a España en las semifinales de la Copa Davis del año anterior.

Es tan recordado ese 0-6, 3-6, 6-4, 6-1 y 8-6 de Gaudio frente al Mago Coria como el día que en un partido frustrante “El Gato” rompió su pantalón frente a miles de espectadores.
El plus de esa final Gaudio-Coria es la rivalidad que aun retirados persiste entre ambos tenistas. En Buenos Aires habría comenzado el conflicto y se agravó en el Masters de Hamburgo en el 2003.

Esta definición también tuvo el toque del de Temperley, no faltaron sus frases célebres, sus gritos, y sus raquetas en el piso, pero esta fue diferente: todo esto más su gran tenis llevó a Gastón Gaudio a lo más alto del deporte mundial.
Desde la época de Vilas, ningún argentino había podido coronarse en un Gran Slam, por ello el logró del Gato fue inmenso.

En el 2009 Argentina pudo ver como Juan Martín Del Potro se coronaba en el cemento neoyorquino del US Open, pero nunca olvidará el año 2004 cuando Gastón Gaudio con su revés magistral y su distintiva personalidad conquistaba el mundo.


La “Magia” de Gaudio

Read Full Post »